Categoría: Tips , 13 Noviembre, 2017

El negro es el color 2018 para pintar tu casa

El negro es el color 2018 para pintar tu casa

Cualquier decorador de interiores que quiera seguir las tendencias mundiales sabe que debe tener entre sus primeras opciones de pintura “el color del año”. Es el color que las mejores marcas de pintura de todo el mundo eligen cada año, marcando las tendencias de decoración que van a regir los próximos 12 meses. El blanco fue el elegido en el 2016 por la compañía Benjamin Moore, y generó grandes sorpresas entre las personas amantes de los colores intensos, que acusaron la tendencia de “falta de color”. 

Algo similar sucederá en el 2018. La empresa PPG Paints, junto a otras compañías especialistas en pinturas como Olympic y Glidden, proponen un color del otro extremo del espectro: el negro. Este tono ya había sido el favorito unos años atrás, y sabemos que mantiene siempre grandes adeptos por su neutralidad capaz de crear una base perfecta para combinar y un aire sofisticado en los ambientes. Parece que estas marcas de pintura quieren hacer nuevamente de la pintura negra la gran tendencia mundial.



El mito de que el negro es solo uno


El negro es un color como todos, y por lo tanto tiene distintas tonalidades. La pintura negra no es tan neutra ni tan oscura como creemos, aunque estas afirmaciones contradigan todo lo que siempre hemos pensado de este color.

Por ejemplo, Glidden propone el tono Deep Onyx: un negro grisáceo, no muy brilloso. Los expertos de la marca aseguran que este tono busca lo sencillo y que su lema es “menos es más”; como lo infalible y lo clásico de un vestido negro.



PPG ofrece varias tonalidades de negro, pero su preferido es el Black Flame, un negro mezclado con índigo (azul muy profundo). El lado del negro aporta clima de privacidad, el azul transmite esperanza, y la mezcla termina generándonos un alivio en un mundo que nos satura de información, a la vez que le aporta a nuestra casa un toque tanto moderno como clásico.



El Black Magic de Olympic es un negro más saturado que nos transporta a una sensación más misteriosa, pero que sigue siendo de lo mejor para combinar. Los grises (también colores de tendencia) son perfectos aliados, al igual que los colores rosas y los blancos pasteles. Funciona muy bien en una sala con una gran lámpara de última moda y también complementa de maravilla con materiales como la madera.



¿Pintarías tu casa de negro? Te damos algunos motivos


Un color clásico y vanguardista:  Pocos colores son tan atemporales, elegantes y modernos a la vez como el negro. Y este año, además, pintar las paredes de negro de una o varias habitaciones te va a hacer estar a la última moda en decoración.  


Le da energía a los espacios: Algunos diseñadores dicen que el contraste entre el negro y colores claros crea un ambiente hipnotizante que puede elevar la presión sanguínea. Por eso se hace comprensible que pintemos paredes de un comedor donde planeamos tener cenas con amigos, pero no en un baño donde vamos a tener un momento más relajante, parecido a un spa.

Esconde imperfecciones: Si no es por seguir la moda, al menos por lo estético. A veces las remodelaciones generan marcas, pero son fáciles de ocultar y neutralizar si le aplicamos una capa de pintura negra arriba. Con los colores claros no es tan fácil, pero el negro lo tapa todo.



Realza una vista: Pintar el marco de las puertas y ventanas de negro genera una especie de cuadro, donde el paisaje que está atrás queda más “enfocado”.

Crea la ilusión de mejor diseño arquitectónico: Los zócalos y molduras pintadas de negro realzan el diseño de la arquitectura y genera miradas más interesantes en las formas de la estructura, las líneas y el movimiento.



El negro atrae al negro: Si se tiene algún elemento negro en la habitación y se coloca o pinta otro, este va a repetir el color y el espacio se sentirá más integrado en su conjunto.

Altera la percepción del tamaño: Puede parecer una contradicción, pero el negro en los techos de las habitaciones hace que parezca más grande o más pequeña según cómo lo utilices. La pintura negra en techos altos crea una ilusión de que el techo es más bajo; pero si pintas el techo y además la parte más alta de las paredes que lo sostienen, no se verán esos límites y puede lucir más grande.

Combina con todo: Por supuesto, un color básico como el negro ofrece muchísimas posibilidades. Cualquier textura, color o material queda perfecto a su lado.



Se puede usar en dosis más pequeñas: Quienes son más valientes y quieren meterse de lleno en la nueva tendencia de la pintura negra, quizás se animen a pintar toda la fachada exterior de su casa de negro. Pero si no te atreves a una habitación entera (sobre todo en casas que no tienen demasiada iluminación natural), también existen otras formas para incluirlo que conseguirán muy buenos efectos. Se puede pintar solo determinados objetos como armarios, sillas, puertas y ventanas (o solo sus marcos), escaleras o paredes con diseños. 



Sea con una pared entera o en algunos detalles, animándote a la pintura negra entrarás a esta tendencia hipermoderna, simple y casual que viene en 2018.


¡Comparte con tus amigos!
¿Qué te pareció esta noticia?